¡Los sueños no tienen barreras!

El profesor invidente logró cruzar el Salar de Uyuni en siete días. Partió el 17 de julio desde Llica, pasó por Colchani y la Isla del Pescado para concluir su travesía en Playa Blanca el 23 de julio a las tres de la tarde. Caminó en el desierto de sal más extenso del mundo, un total de 140 kilómetros divididos en siete etapas. El objetivo fue demostrar que los sueños no tienen barreras, esto en el marco de una campaña que pretende sensibilizar acerca de la discapacidad visual. 

Por Doly Leytón Arnez / Fotos: Roger Salazar

140 km, 7 días, 55 kilogramos a cuestas para cruzar el desierto de sal más extenso del mundo. El profesor invidente Alban Tessier llegó desde Francia para cumplir un sueño y demostrar que la ceguera no es impedimento para realizar hazañas, en este caso: cruzar a pie el Salar de Uyuni.

Sabía que no era imposible pero las condiciones climáticas hicieron que su experiencia sea más intensa de lo que esperaba. Según Alban, la segunda noche en el salar fue la más difícil porque el intenso viento hizo volar una de las anclas de su camping lo que no le permitió dormir durante algunas horas. “Tuve que sujetar desde adentro del camping hasta las cuatro de la madrugada”.

Eso solo fue una muestra de lo duro que sería dormir en el salar. Después de soportar la ventolera, una recia tormenta de nieve empezó a hundir su carpa. Así que pasó el resto de la noche sacudiendo la nieve para evitar que su albergue se desarme.

Al día siguiente el paisaje parecía de una caricatura: solo había nieve sobre la carpa y el techo estaba hundido; el resto era solo sal porque la nieve se derritió.

El aventurero cuenta que desde su partida, el 17 de julio, se enfrentó a condiciones climáticas extremas: tres tormentas de nieve y la ventisca salada durante los siete días. “Mucha agua en el salar para esta temporada… calentamiento global”, mencionó.

Para realizar con éxito la travesía, principalmente se centró en el apoyo tecnológico: un GPS con audio y paneles solares para mantener las baterías de sus medios de comunicación. Además del equipo humano, a cargo de la operadora Gastón Sacaze, que monitorearía su estado de salud y requerimientos de emergencia.

Sin embargo, el tercer día el plan tuvo que cambiar debido a que por las inclemencias climáticas los equipos electrónicos dejaron de funcionar. Si bien hasta ese momento caminó en total autonomía, con un equipo de personas que le hacía seguimiento a una distancia prudente, tuvo que aceptar reemplazar el GPS por el apoyo humano.

Alban junto a Róger, su guía.

Así, en compañía del guía experto Roger Salazar, continúo la travesía de la que su acompañante informaba con frecuencia, con despachos en videos que compartía con la prensa local e internacional que estuvo expectante de la hazaña.

Además de algunas heridas pequeñas en los pies, después de recorrer 140 kilómetros del desierto blanco, Alban llegó a Playa Blanca sano y salvo. La alegría era evidente en su rostro al izar las banderas del Proyecto Uyuni y la de su natal Francia en la famosa isla de las banderas.


Si viajas a La Paz, hospédate en el mejor hotel. Haz clic en la imagen para más detalles.

¿Cuál es su mensaje?, fue la pregunta recurrente de los medios de prensa a Alban tras la extensa caminata. Sin dudarlo y con una emoción evidente, respondió que si bien la vida de una persona con fallas visuales es una lucha diaria, el objetivo de la asociación francesa “Hasta donde llega la vista”, a la que pertenece, fue demostrar que se puede ser autónomo. “Hay un mundo de posibilidades, existen herramientas técnicas y métodos de compensación que se pueden aprender, uno también puede contar –sin abusar– del apoyo humano: la autonomía existe, cierto que es relativa pero que uno no tiene que dudar en comunicar su discapacidad. La comunicación ayuda a los demás entender lo que uno puede estar viviendo”, mencionó.

Durante siete días logró mantenerse firme para lograr su objetivo.

Alban es conciente de que no todos serán capaces de repetir una hazaña como la que hizo pero explica que la idea es que las personas con cualquier deficiencia física sepan que hay un mundo de posibilidades y que cada uno puede encontrar algunas metas; puede ser realizar estudios, practicar algún deporte un poco complicado, disfrutar al máximo del mundo cultural y vivir en la sociedad simplemente.

Una emotiva despedida 

Dora Delgado Ayaviri abraza al caminante al concluir su caminata. Ella se ocupó de dotar de alimentos al equipo.

El 23 de julio fue un día emotivo para Alban Tessier  y el equipo que colaboró para que su objetivo se haga realidad. Al concluir la caminata agradeció todo el apoyo de su guía multifacético Roger  Salazar, quien además, según cuenta el francés, fue quien reparó los equipos electrónicos, fue el corresponsal del viaje y hasta Dj.

“Un equipo de apoyo increíble Gracias a Will, en todos los frentes; Roger, mi guía, fotógrafo, camarógrafo, prensa, técnico en electrónica, DJ; Jobanna, cuidado, masajista, cocinera; Itzel, un gatito de tres años; Dora, mi madre boliviana, cocinera y pareja de baile; Gregorio, el mejor piloto del salar que repara neumáticos con Coca Cola; Raissa, contadora, especialista en ojos; y Sylvie, la doctora, experta en redes”, publicó en Facebook a tiempo de agradecer también a sus auspiciadores.

Alban a su llegada a Playa Blanca izó la bandera del Proyecto Uyuni y de su país natal, Francia. Foto: Róger Salazar
Su trayecto durante los siete días.

cronología del viaje

Fotos  videos Roger Salazar Operadora Gaston Sacaze

El lunes, Alban Tessier, junto con el equipo de Gaston Sacaze, realizó la verificación de los equipos Gps y terreno en el Salar de Uyuni antes de comenzar su travesía este martes 17 de julio. el invidente francés llegó a Bolivia parta cumplir el objetivo de caminar unos 20 kilómetros por día, hasta sumar 140 en total.

Róger Salazar informó que su primer descanso está previsto para las 16:00.”La operadora Gastón Sacaze le está haciendo el seguimiento por el día de hoy para ver si todo está saliendo bien, su sistema de navegación auditivo, ver que no haya ningún problema. Por el momento hasta ahora todo sin éxito hay un clima totalmente bueno, no está haciendo mucho viento ni mucho frío. Debemos estar a unos 10 grados en el Salar de Uyuni por el momento está saliendo todo como se esperaba”, menciona Salazar.

Aquí te mostramos algunas de las imágenes y videos.


“Sin visión, planeo cruzar a pie, solo y en completa autonomía, a casi 4000 metros de altitud, el Salar de Bolivia de Uyuni, el desierto de sal más grande del mundo”.

Alban Tessier


16 de julio

Se hizo el reconocimiento del lugar previo al inicio de la caminata.

Día 1-17 de julio

La idea es cruzar el Salar de Llica a Colchiani, pasando por la Isla del Pescado. Esto representa alrededor de 140 kilómetros divididos en 7 etapas durante 7 días, solo y en completa autonomía.

Tassier partió con un trineo que pesa unos 50 kilos. Tanto en su mochila como en el trineo lleva paneles solares. Su primer descanso está previsto para las 16:00. Por el momento (11.00) el clima es agradable, unos 10 grados, está soleado y no hay viento.

17.00 Finaliza el primer día de caminata con éxito. Tuvo algunos problemas con el Gps que fueron solucionados. Mira el video.

Día 2 – 18 de julio

8.20  Después de pasar la primera noche en el Salar de Uyuni, Alban desmonta su camping y se prepara para el segundo día de caminata. Él se encuentra bien, según reporta Róger Salazar, de la operadora Gaston Sacaze , que llegó hasta el lugar para verificar que todo esté bien, antes de que el caminante inicie el recorrido en solitario nuevamente.

8.40 Inicia la caminata

17.00  Alban concluyó el primer día, recorrió al menos 17 kilómetros. Se espera que mañana el recorrido sea mayor.


Lee también: BoliviaTrip, el mejor tour para visitar Uyuni  

Día 3 – 19 de julio

8.00 Se inicia la jornada con poca visibilidad, mucho frío, a 10 grados bajo cero… mira el reporte en el video.

.11.00 La doctora atiende a Alban por un problema que tuvo en el pie. Sigue nevando en el salar. Mira el reporte en este video

Pese a la nevada continuó la caminata

19 de julio. Esta jornada fue particularmente complicada. El mal clima, la nevada y el viento frío afectaron parte del material electrónico de Alban. Su celular así como el sistema de rastreo y comunicación  satelital quedaron dañados. Tuvieron que habilitar los equipos de repuesto que tenían listos para cualquier eventualidad. Por ese contratiempo, la caminata continua con la guía de Róger Salazar.

Día 4 – 20 de julio

Una mirada con dron

Hoy, resueltos los problemas tecnológicos y con un mejor clima,  la progresión ha sido muy buena, con más de 20 kilómetros avanzados. Alban, pese al cansancio y a algunas ampollas, muestra excelentes constantes vitales y una moral inalterable.  El objetivo para mañana es de realizar una etapa similar a la de hoy, con la esperanza de que las condiciones climáticas lo permitan.

Día 5 – 21 de julio

Día 6 – 22 de julio

Día 7 – 23 de julio

Alban llegará a las 15 horas aproximadamente a Playa Blanca. Las marcas de su rostro muestran lo duro que fue atravesar el Salar de Uyuni en pleno invierno y a pie, pero lo hizo por una causa: sensibilizar acerca de la discapacidad visual.

¡Los sueños no tienen barreras!

A las 15 horas Alban Tessier llegó al punto final de su caminata y con esto pudo demostrar que los sueños, no tienen barreras, se cumplen pese a cualquier limitación física. Este 30 de julio llegará a la ciudad de La Paz para brindar una conferencia de prensa, mientras tanto viajará para descansar a Potosí y Sucre. Mira el cálido recibimiento que tuvo.

¿Quién es el caminante?

Fuente: Proyecto Uyuni

Alban Tessier, de 41 años, con discapacidad visual con retinitis pigmentosa, una enfermedad progresiva de la visión. El progreso de este ahora me ubica en la categoría 3 de la Organización Mundial de la Salud (OMS) bajo el título “ceguera” (agudeza visual entre 1/20 y 1/50, campo visual menos 10 grados alrededor del punto de unión).

Profesor en un Instituto para personas con discapacidad visual y jóvenes con trastornos del espectro autista (PDD) cerca de Nantes. Casado con Morgana, 2 niñas: Elia 10 años y Lizon 8 años. Practiqué el ciclismo de pista y carretera, así como el ciclismo de montaña. Con la evolución de mi discapacidad visual, cambié a tándem en la carretera y luego al tándem ATV. Más recientemente, me entrené en correr y ahora en caminar atlético en el Racing Club Nantais como licenciatario de deportes con discapacidad.

Como muchos, siempre he tenido una cierta admiración por las expediciones extremas “como las de Nicolas Vanier, Mike Horn o la hazaña de Philippe CROIZON. Podría soñar, incluso sin encontrar ningún lugar, incluso en un nivel inferior.

Seguí desde el interior en la década de 2000, las aventuras de mi amigo Michel POINT, ciego. Primero, con el proyecto de participar en el Dakar como copiloto con Nicolas RICHARD (presidente de la asociación A LOSS OF VIEW), luego con su intención de cruzar solo el desierto tunecino en total autonomía. Desafortunadamente, Michel no pudo haber completado este último proyecto, nos dejó en 2011 después de luchar contra el cáncer.

Siempre he tenido una fuerte relación con Michel y una vez más sin haberlo imaginado, siento hoy el deseo de llevar a cabo su acción hasta el final. Sin ninguna comparación y como cada uno es singular, le doy un toque personal transfiriendo la expedición a Salar Uyuni, un lugar que me asombra por diez años. También hoy tengo una cierta necesidad de salir de mi zona de confort y tomarme el tiempo para la introspección.

Lejos de ser una locura, no pretendo ponerme en peligro, sin preparación, sin garantizar mi seguridad, y no lideraría esta aventura si las nuevas tecnologías no lo permitieran.

También pude recopilar mucha información, como comentarios, datos meteorológicos, elementos geológicos, hojas de datos de productos específicos, consejos de preparación física … Finalmente, consulté con mi oftalmólogo y mi cardiólogo para validar el aspecto médico.

No volveré al objetivo de la asociación UNA PÉRDIDA DE VISIÓN que quiere concienciar sobre la deficiencia visual y el hecho de que este proyecto está completamente en línea con este enfoque, por supuesto. (ver La palabra del presidente Nicolas RICHARD)

Esta aventura también es para mí una manera de hacer que todos piensen la diferencia …


Periodismo independiente ¡Apóyanos!

En La Región somos periodistas independientes nuestros contenidos son gratuitos pero si tienes la posibilidad dona 10 bolivianos o el monto que desees. Tu aporte ayudará a continuar nuestra labor a la difusión de temas medioambientales de ecoturismo y turismo comunitario de Bolivia.  Banco Unión cuenta de Editorial La Región número 100 000 1945 2973 NIT 4669 85803 / Si tienes una empresa, contrata nuestros servicios de publicidad. ¡Llegamos a miles!

 Prohibida la reproducción total o parcial de cualquiera de los contenidos de este portal en plataformas de medios de prensa locales o internacionales, sin autorización previa de la Agencia de Noticias La Región. Solicite información a prensa@periodicolaregion.com

Lee nuestra revista digital… Descarga gratis cualquiera de las ediciones (clic aquí)


Te puede interesar: Un fin de semana en Copacabana

Te puede interesar también:

Ofertas de turismo